1. ¿Hay riesgos del aborto sin consulta médica?

    riesgos del aborto

    Actualmente, en Chile el aborto inducido con tabletas de Misoprostol, comprar en Santiago, ha sido un tema de gran polémica en cuanto a políticas de salud pública se refiere, debatido en muchos escenarios por su sensibilidad social, no solo en el territorio nacional, sino en muchos países que aún no aprueban la frustración del embarazo. 

    En este sentido, los riesgos del aborto con pastillas de Misoprostol, comprar en Santiago, envíos a todo Chile, se presentan cuando se realiza el procedimiento de forma clandestina y sin la supervisión médica correspondiente, que garantice los cuidados adecuados a la paciente antes, durante y después de frustrar el proceso de gestación

    Ante esta situación, y debido a la inexperiencia y falta de asepsia, al practicar el aborto farmacológico con Misoprostol, comprar en Santiago, o cualquier otro método inseguro, de inmediato pueden aparecer complicaciones de salud. Aunado a esto, en Chile, algunas mujeres sienten temor de solicitar ayuda médica profesional, debido a las consecuencias legales.

    ¿Qué es el aborto inducido?

    Se entiende por aborto inducido a la práctica de cortar el proceso de gestación, de manera deliberada, antes de que el bebé pueda sobrevivir fuera del útero. Generalmente, se trata de una decisión consciente de la madre, sola o en pareja, donde se consideran distintos métodos, siendo el más común, la frustración del embarazo con fármacos como Misoprostol, comprar en Santiago.

    Riesgos del aborto inducido

    Un aborto inducido con pastillas de Cytotec, envíos a todo Chile, u otros métodos, tales como: Rotura del saco amniótico, enemas vaginales, utilización de sustancias altamente tóxicas, entre otros, es mucho más riesgoso para la salud, en comparación con un aborto espontáneo. Por tanto, la mayoría de las veces, debido a la falta de asistencia médica, pueden aparecer consecuencias graves, incluyendo: Asepsia por falta de higiene, infecciones, choques tóxicos, etc. 

    Incluso, al inducir un aborto de forma clandestina, utilizando cualquier método, la mujer corre el riesgo perder la vida por las diversas complicaciones antes mencionadas. De hecho, en muchos casos, las secuelas físicas son tan graves que, a largo plazo,  se pueden presentar problemas para concebir. 

    Todo esto, sin considerar que tras frustrar el proceso de gestación con Misoprostol, o alguna de las alternativas de aborto clandestino, se pueden desencadenar trastornos psicológicos, por ejemplo: Depresión, ansiedad, falta de autoestima, inseguridad, entre otros. Sobre esto, profundizaremos más adelante.

    ¿Cuáles son los riesgos físicos del aborto?

    Entre las consecuencias físicas del aborto con Misotrol, comprar en Chile, se encuentran: alta probabilidad muerte temprana, desarrollo a largo plazo de cáncer de mama, de cervical, de ovarios y de hígado. Seguidamente, las mujeres que se practican abortos, son propensas a sufrir:

    • Lesiones uterinas.
    • Fracturas a nivel cervical.
    • Partos prematuros e incluso, tener embarazos con malformaciones embrionarias o muerte del feto durante el parto. 
    • Embarazos ectópicos, donde el bebé se desarrolla fuera del útero. 

    Igualmente, otros efectos de someterse a un proceso de aborto inducido, son: Endometritis, infecciones graves, embolias y hemorragias, que están entre las causas más frecuentes de muerte materna.

    Riesgos del aborto psicológicos

    Riesgos psicológicos del aborto

    Algunos riesgos psicológicos asociados al aborto, ya sea voluntario con Misoprostol, comprar en Santiago, o espontaneo, son los relacionados con la parte psicosocial de la mujer, incluyendo: Ansiedad (puede ser leve o incluso, desencadenar en ataques de pánico), depresión, relaciones fallidas, falta de deseo sexual, sentimiento de culpa, arrepentimiento, entre otros.

    Otros efectos psicológicos del aborto, son: Confusión, irritabilidad, aislamiento social, insomnio y pesadillas relacionadas con la pérdida del bebé. Además, es una situación que generar conflictos de pareja e incluso, su disolución.

    En resumen, frustrar el proceso de gestación es una situación que parece simple, pero es bastante compleja porque trae consigo una serie de complicaciones que, dependiendo de las circunstancias y del individuo, pueden ser más o menos graves. En gran medida, factores como la personalidad, habilidad para enfrentar las dificultades, objetivos, deseos y motivaciones personales juegan un rol fundamental. Igualmente, el apoyo del entorno social será crucial para superar la pérdida.

    Obtén una mejor asesoría con nosotros para tomar la desición correcta.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    cuatro × 5 =