Efectos secundarios, ¿cuales son?

    mujer-pensativa

    Del uso correcto de los fármacos, tales como: Misoprostol, depende el éxito del tratamiento médico, es decir, es la única manera de mejorar los síntomas o definitivamente, curar la patología. Adicionalmente, sirve para proteger al paciente de los efectos secundarios, relacionados con la toxicidad propia de los compuestos químicos, contenidos en los medicamentos. 

    Por otro lado, para garantizar el uso adecuado de las medicinas, el paciente debe estar 100% informados de su condición, el tratamiento sugerido y saber cómo o cuándo ingerirlo, así como la dosis correcta. Seguidamente, es importante informar al paciente qué hacer, en caso de presentar efectos adversos, por ejemplo: Intolerancia a la medicación o alergias. 

    En este sentido, la automedicación relacionada con cualquier medicina, incluyendo Misotrol, de venta en Santiago, no está recomendada. Adicionalmente, tiene algunos riesgos, tales como: la falta de efectividad, reacciones adversas, resistencia a los antibióticos, interacciones negativas con otros fármacos, adicción o retrasos en el diagnóstico, por lo que no es una práctica aconsejable.

    Para evitar la automedicación, es necesario que medicamentos como Misoprostol, antes de consumirlos, hayan sido prescritos por un profesional de la medicina. En su defecto, es importante consultar con un farmaceuta para conocer la duración del tratamiento, la posología, la dosis recomendada, entre otros. 

    ¿Qué es el Misoprostol y para qué sirve?

    Misotrol es un fármaco utilizado para tratar o prevenir úlceras duodenales y gástricas. Generalmente, se usa como medicina secundaria para pacientes que sufren de dolores o consumen medicamentos para curar la artritis, entre ellos, las aspirinas. También conocido como Cytotec, de venta en Santiago, actúa protegiendo la mucosa estomacal y simultáneamente, minimizando la producción de secreción ácida gástrica.En otro orden de ideas, Misoprostol, de venta en Santiago, con frecuencia es utilizado para inducir el trabajo de parto. En cambio, cuando el propósito es detener el proceso de gestación, Cytotec puede combinarse con mifepristona; aunque, esta última es un medicamento está contraindicada en Chile y por tanto, es posible que no sea original. En consecuencia, lo más seguro para abortar con fármacos en Santiago, es utilizar solo Misotrol.

    Efectos secundarios de Misotrol

    Misoprostol, de venta en Chile, tiene efectos secundarios poco comunes, es decir, no se presentan en todos los pacientes. No obstante, podrían aparecer y en este caso, el paciente debe comunicarse con su doctor de inmediato, si cualquiera de ellos se vuelve crónico o es muy fuerte. Entre los efectos adversos de Cytotec, se encuentran: 

    • Mala digestión
    • Diarrea
    • Vómitos
    • Dolor de cabeza
    • Estreñimiento
    • Dolor de estómago
    • Gases
    • Constipación

    Seguidamente, si el paciente presenta síntomas secundarios más complejos, incluyendo: Vómito con sangre, heces negras, con sangre o de color petróleo, es importante acudir al médico de inmediato.

    Efectos secundarios con misoprostol

    Contraindicaciones de Misoprostol

    Debido a sus efectos negativos sobre el embarazo es importante evitar el consumo de Misoprostol, Misotrol, Arthotec, Cytotec, durante la gestación, cuando se sospecha de su existencia o si está dentro de los planes a corto plazo. Todo esto considerando que, se trata de un fármaco abortivo que puede causar anomalías en el feto, abortos espontáneos o adelantar el trabajo de parto.

    Seguidamente, las mujeres que están en edad de procrear pueden consumir Misoprostol, de venta en Santiago, sólo después de confirmar que no están embarazadas y lo más importante, si usan un método anticonceptivo confiable, con el propósito de evitar el embarazo durante el tratamiento para las úlceras estomacales. De hecho, para mayor seguridad, lo mejor es comenzar el tratamiento con Misotrol al segundo o tercer día después de la menstruación. 

    De otra manera, en caso de quedar embarazada durante la terapia con Cytotec o cualquiera de sus alternativas, comuníquese con el doctor de inmediato. Se trata de un fármaco abortivo, que debe ser utilizado de manera responsable, comenzando por conversar con médico al respecto de sus efectos adversos, colocarlo en un lugar lejos del alcance de los niños y de mujeres encinta o en edad de procrear. 

    Tratamiento: ¿Cómo usar Cytotec para suspender el embarazo?

    En Chile, Misotrol es uno de los medicamentos más utilizados para abortar. Para adquirirlo, los requisitos son: No tener el dispositivo intrauterino o DIU, tener entre 18 y 45 años, ser una mujer completamente sana, no estar bajo tratamiento médico y tener, como mínimo, 9 semanas de gestación. Para usarlo entre las recomendaciones generales es posible mencionar:

    • Ayuno previo de cinco horas.
    • No ingerir líquidos, en tanto se diluyen las pastillas abortivas.
    • Evitar el consumo de ibuprofeno o cualquier antiinflamatorio, tras haber ingerido Misotrol, de venta en Santiago
    • Orinar antes de comenzar el aborto con Misotrol, de esta manera se evita el riesgo de expulsar el tratamiento intravaginal involuntariamente.

    Misotrol Sublingual (8 pastillas)

    El aborto con Misotrol sublingual de 8 pastillas tiene dos etapas, cada una de cuatro unidades. Para comenzar, es necesario colocar cuatro grageas de Cytotec debajo de la lengua, contar entre 20 y 30 minutos, este es el tiempo que tardarán en diluirse dentro de la boca. De inmediato, calcular dos horas y media, y repetir el procedimiento con el resto de las pastillas. 

    Misotrol sublingual (12 pastillas)

    El tratamiento para suspender el proceso de gestación con Misotrol sublingual de 12 pastillas es similar al anterior. No obstante, en este caso consta de tres etapas, es decir, cuatro pastillas cada una; entonces, sólo es necesario seguir los pasos del tratamiento sublingual de 8 pastillas tres veces, hasta agotar todas las unidades. 

    Misotrol intravaginal (4 pastillas)

    Para utilizar esta alternativa, necesitarás una vela cubierta con un preservativo. A continuación, humedece cada píldora de Misoprostol, de venta en Santiago, y colócala en el tracto vaginal, utilizando la vela para garantizar que lleguen al cuello del útero. En todos los casos, el primer sangrado será abundante y luego irá mermando, a medida que pasa el tiempo. Es imprescindible observar los coágulos de sangre, estos son residuos del embrión que irá desprendiéndose del útero. Además, es necesario evitar el consumo de alimentos durante el aborto con fármacos, así no se corre el riesgo de vomitar y expulsar el tratamiento. Lo mejor es consumir infusiones herbales para aliviar el malestar.